martes, 16 de junio de 2009

VENUS


VENUS

Expansiono la mirada al horizonte
y el mar y el cielo me acogen
en su transferencia azulina
su influjo me vaporiza.

Me licua el motor interno
me desgrana gota a gota
escarchándome por dentro
cedula a cedula.

Me diluye en pensamientos
y oleadas de feromonas
que transitan heterodoxas
hasta el vacio de tus brazos.

Remos amputados de alabastro
que en otro tiempo amaron y abrazaron
y hoy solo quedan en la imaginación
de las extremidades fantasmagóricas.

Aquellas que se nutren de fantasía y amparo
que desdeñan, acogiendo y abrazando,
tus brazos finos de aire de soplo de viento,
que ahogan instantes y claman silencios.

Venus de piedra, diosa marmórea,
Afrodita del amor y la belleza
donde quedo tu manzana pétrea
la poma dorada de pasión y nobleza.

Sintiéndose trémula la tarde calcina
dejando cenizas y gruñidos de olvido,
caricias de humo que retratan el alma,
de una mujer una Venus de Milo

2 comentarios:

  1. Mi padre hizo una venus de escayola sentada, con aire más moderno.....Le pregunté porque no le había hecho brazos, y me dijo: las venus son tan perfectas que no tienen brazos, si el artista se empeñara en ponerselos estropearía tanta perfección....jamás le saldrían proporcionados...........
    Después supe que Venus simplemente no tiene brazos porque está rota.........pero la versión de mi padre me gusta mucho más........
    La Venus de mi padre la tengo en el comedor de mi casa.........
    Ha sido un placer pasar.........

    ResponderEliminar
  2. Qué bonita es tu poesía, tan llena de recuerdos, tan llena de plenitud, tan soñada y esperada, un día se hará la luz en cada célula, un placer leerte julio.

    Besos

    ResponderEliminar