miércoles, 7 de noviembre de 2007

inconcluso


Inconcluso


Cerré el libro inconcluso.
Sin llegar al último capítulo,
Las hojas se hastiaban de sombras,
Los renglones se entremetían
Entre las encrucijadas
de los laberintos del mino tauro,
Y yo no estaba para Teseo,
O para lidiarar aquel morlaco,
Así que cerré de un portazo,
Me gustan las cosas sencillas,
Pisar la tierra, y sentir el duro asfalto,
Y donde no hay pan, no hay harina,
Y donde no hay harina,
Todo es mohína,
Lo demás son cuentos, fantasías,
Ingravidez por el aire.

No hay comentarios:

Publicar un comentario