jueves, 19 de mayo de 2011

Encuentro en Marzo


Encuentro en Marzo


Se tejía la tarde
de celestes, terrosos y verdes,
bucólicos caprichos silvestres
enaltecían el paisaje.

El cielo pulido,
manchado de grana y bronce
respiraba olores de jazmín y azahar,
susurros del aire enhebrando fragancias.

Su tul vaporoso hilaba
filamentos de rayos de luz
tornasoles en un cielo plomizo y lechoso
a través de un tamiz de cristal.

El sol herido de muerte
agoniza como el fénix
en su parvo patíbulo del ocaso.

El horizonte sangrado se deshilacha eclipsado
en los tragaluces de tu ventana,
sus labios ardientes traspasan
las ondas traslucidas de tu cuarto,
y enamorando el espacio
se mecen con la silueta desnuda de tu cuerpo.

Mirándote en este espejo,
una templanza recorre tu seno
de carne carburo y fuego.

Detrás de la ventana
contemplas aquel cortejo,
como la tarde moría,
como la pálida luna sufría,
esperando a horcajadas la agonía del esposo.

Selene de apoco se enciende
sobre un cielo enlutado
las brillantes estrellas le miran,
en esta noche de Marzo.

Ya empieza el cortejo del amante al amado,
las magnolias traspiran, ilusiones y cantos,
la radiante luna se vistió de punta en blanco,
fulgurando en sus cuencas dos perlas de llanto.

Ya te venció el sueño
que te supo a nana,
y unos ojos pardos en la noche avanzan
ya duermes mi amada
entre sedas blancas.

Ya mi alma postrera
te vela en tu almohada
ya solo hay dos almas
que se buscan y abrazan
y se funden dichosas
en un trémulo beso.

Ya niña ya,
llego los claros del alba
ya niña ya
desperté de my sueño.

1 comentario:

  1. Un amigo
    es un premio
    es un regalo
    esencial,
    es un presente
    delicado
    es una obra
    de arte
    con sabor
    a freza,
    como vivir
    sin ellos,
    como exteriorizar
    la vida
    sin su ayuda,
    como caminar
    si no están
    a nuestro lado,
    cuando
    sonreímos
    ellos
    nos contagian
    su alegría,
    si lloramos
    nos regalan
    su tiempo
    para escucharnos,
    nos consuelan,
    nos aprietan
    muy fuerte,
    y nos acompañan
    con nuestras
    tristezas,
    por eso amigos
    yo quiero saludarlos,
    acompañar los
    donde quieras
    que se encuentren,
    gracias
    por tanto amor,
    gracias
    por tanta paciencia,
    feliz día amigos
    de todas las latitudes,
    que Dios los bendiga.

    ResponderEliminar